En este San Fermin 2018, seis de nuestros novillos pisaron el ruedo de Pamplona por primera vez. Todo un sueño cumplido para nosotros y un gran logro.

Aunque nuestros novillos no pisarán de momento las calles de Pamplona para el encierro, si han estado citados el 5 de julio como un primer paso de incluir nuestro ganado estas espectaculares fiestas que ofrece la capital navarra.

El camino hasta este gran logro ha sido largo, costoso y paciente, pero por fin hemos conseguido “Un toro con transmisión, que obedezca a los toques, con recorrido, que humille y que haga todo eso velocidad. Y que dure, como se pide ahora”.

A pesar de que en los años 2016 y 2017 ya nos habían propuesto participar en San Fermin decidimos esperar para poder ofrecer un ganado digno de debutar en estas fiestas tan maravillosas.